domingo, 14 de marzo de 2010

"Invisible", Paul Auster (2009)

Hacía tiempo que no leía a Paul Auster, y como es uno de mis fijos y  algunas de últimas novelas habían tenido unas críticas horribles, me había dado un austeriano descanso. No lo pensé mucho cuando compré Invisible, y a la postre resultó que por lo menos estaba bendecido por buena parte de la crítica, incluso  por el  New York Times, que en su Sunday Book Review  la calificaba como su mejor novela.

 No diría yo tanto. Es este un Auster que me parece un poco más oscuro, ocupado en contar la historia de atrás adelante, a través de varias voces que leen e interpretan sus escritos y relatado por varias personas. Un Auster más osado que  -novedad- dota a la novela de un fuerte contenido erótico (aunque con la elegancia que le caracteriza aquí no escandalice a nadie, supongo que en USA quedará como un pornógrafo), capaz de incluir un incesto sin despeinarse . Un Auster-eso sí- lector conspicuo, que recurre al siempre agradecido elemento de introducir  la literatura  en la novela, desde la poesía provenzal hasta alusiones a Perec y Vila Matas.

Invisible me parece una buena novela, un grato reencuentro con un Paul Auster diferente. El pero es que  al final me ha dado la impresión que la estructura que utiliza para contar la historia es como un ensayo de cosas nuevas, o como una prueba de renovación que  me parece absolutamente innecesaria. Cuando se tiene un poderío tan insultante para contar, una facilidad para crear imágenes tan nítidas en el lector, no parece necesario un artificio como el que se monta en la novela. Algo así sólo sirve para despistar a los austerianos que, como yo, estamos ya convencidos de antemano y buscamos encontrar ese camino que, a través del azar siempre conduce al lugar adecuado.

6 comentarios:

Valeria dijo...

Coincido plenamente contigo en cuanto a que Auster está "explorando". Aún no leí "Invisible" (mi marido, también lector voraz aun no lo termina.....) pero si te puedo decir que "Viajes por el Scriptorium" (flojísimo) y "Un hombre en la Oscuridad" (muy bueno) ya son muestras de "lo que vendrá". No solo en la forma de narrar, sino en los temas. se aleja un poco del azar e incorpora otra temática: La vejez, la enfermedad y la muerte, la soledad, y en particular la relación del autor con su obra. Saludos

Isi dijo...

Y la pregunta del millón: ¿es verdad la parte del "verano"? ¿se la inventa el protagonista o creemos a su hermana?

Yo al terminar el libro estaba segura de que era todo mentira, pero ahora dudo...

Joaquín dijo...

Yo creo que la chicha está en que cada uno crea... lo que quiera creer.

Estonetes dijo...

Estoy ahora con Brooklyn follies, de Auster y me está seduciendo. Me apunto esta.

Anónimo dijo...

Brooklyn follies de lo mejorcito que ha escrito

César dijo...

Acabo de terminarla, y me ha gustado bastante, aunque no es de las mejores. Para mi, Brooklyn Follies de momento es insuperable.

La forma de narrarlo es muy entretenida, y su lectura es muy agil. Creo que seguiré leyendo todo lo que me caiga en las manos de Auster, pues hasta ahora no me ha defraudado ninguno

Saludos